Martes 21 de Noviembre del 2017
Dólar ${dolar_c} / ${dolar_v}
Euro ${euro_c} / ${euro_v}
Real ${real_c} / ${real_v}

Tren chino atravesará casi toda la selva amazónica de Brazil

Publicado en El mundo
Martes, 04 Agosto 2015 19:12
Valora este artículo
(0 votos)
Visto 494 veces Modificado por última vez en Martes, 04 Agosto 2015 19:21

El proyecto de ferrocarril, que data del 2008, se retomó en mayo de este año, durante la visita del primer ministro de China, Li Keqiang, cuando Brasil, Perú y China firmaron un acuerdo previo. En Perú, entretanto, se inicia un llamado a licitación para mantener una hidrovía en la amazonia peruana.

La compañía China Railway Eryuan Engineering Group, envió a cinco ingenieros chinos del sector ferroviario que fueron acompañados por representantes de dos empresas estatales vinculadas al Ministerio de Transportes de Brasil, la EPL y la Valec, para recorrer los 3.500 kilómetros que separan Campinorte (en la provincia de Goiás) de Boqueirão da Esperança, poblado de Cruzeiro do Sul, último punto del territorio brasileño que los raíles tocarán. 

El proyecto de ferrocarril, que data del 2008, se retomó en mayo de este año, durante la visita del primer ministro de China, Li Keqiang, cuando Brasil, Perú y China firmaron un acuerdo previo.  

Con la garantía del dinero chino para la inversión, la presidenta brasileña del Partido de los Trabajadores (PT) Dilma Rousseff  lo incluyó en el paquete de concesiones de 200.000 millones de reales (unos US$ 60.000 millones) anunciado el pasado mes. Del presupuesto total, 40.000 millones irán para el proyecto Bioceánica. De los cuatro trechos previstos para la obra, el único que no salió del punto muerto fue el de Acre, bastante complejo especialmente cerca de Boqueirão da Esperança, probablemente el trecho más virgen de los que atravesará el futuro tren. 

El proyecto prevé que las vías pasen dentro de una zona de preservación ambiental con formaciones rocosas impactantes y cerca de tres tierras indígenas ya demarcadas y otra en disputa. La obra pasará también por áreas vecinas a un subsuelo rico en petróleo, objetivo de un proceso jurídico del Ministerio Público Federal (MPF) y por una vasta región prácticamente abandonada por el control gubernamental donde actúan grupos criminales. “Son frecuentes los relatos de invasiones (a las áreas indígenas y de conservación) por grupos envueltos en la extracción ilegal de madera, con el tráfico de drogas y con la caza furtiva”, relata el procurador Thiago Pinheiro Correa, del MPF local. 

Los Nawa forman parte de la tierra indígena en disputa. Al secuestrar a los funcionarios de la Fundação Nacional do Índio (FUNAI) y del ICMbio (órgano responsable de las unidades de conservación brasileñas), exigían acelerar la demarcación de sus cuatro aldeas. El proceso se arrastra en la Justicia desde hace más de diez años ya que el área colindante al Parque Nacional sobrevolado por los chinos es una zona de conservación con casi 850.000 hectáreas. FUNAI y ICMbio no consiguen llegar a un acuerdo sobre el tamaño de la tierra que corresponde a los indígenas. El proyecto de la Bioceánica, además, prevé que el tren pase dentro del parque, aunque por el otro extremo del área reivindicada por los Nawa. 

“El ICMbio está contra la demarcación porque es un área de reserva ambiental. Ellos quieren que salgamos. No podemos ni plantar porque somos multados”, cuenta una de las líderes de la etnia, Lucila da Costa Moreira. Los funcionarios mantenidos como rehenes acabaron siendo liberados el día 21, después de la promesa de que se llevará a cabo una reunión con el Gobierno Federal para tratar el asunto.

 

4 trechos 

La obra de 3.500 kilómetros se dividirá en 4 trechos. Antes del acuerdo con los chinos, esta era la situación de cada uno: 

El primer trecho, que va de Campinorte (GO) a Lucas do Rio Verde (MT) y tiene una extensión de 901 Kilómetros. Tiene su estudio de Viabilidad Técnica Económica y Ambiental y el proyecto básico concluidos desde 2012 

El segundo trecho va de Lucas do Rio Verde (MT) a Vilhena (RO) a lo largo de 646 kilómetros. Tiene realizados el estudio de Viabilidad Técnica Económica y Ambiental, concluidos el año pasado y ya tiene el licenciamiento ambiental. 

El tercer trecho irá de Vilhena (RO) a Porto Velho (RO) con una extensión de 770 kilómetros. Está realizada la licitación para elegir la empresa que hará el estudio de viabilidad y el proyecto base. Aguarda la autorización para hacer el contrato 

El último trecho irá de Porto Velho (RO) a Boqueirão da Esperança (Acre) y es el más largo de los 4, con 1.183 Kilómetros de longitud. Todavía no se hizo siquiera la licitación

 

Etiquetado como
COMPARTIR